Cedrus atlántica glauca
zoom_out_map
chevron_left chevron_right

Cedrus atlántica glauca

Nombre común: Cedro azul, Cedro azul del Atlas

16,50 € Impuestos incluidos

13,64 € Impuestos excluidos

notifications Notificarme

Gastos de envío (Estados Unidos)

El vendedor no ha indicado gastos de envío para tu país.

Nombre científico: Cedrus atlantica glauca

Familia: Pinaceae

Origen: África

Tipo de planta: Conífera

Humedad: Moderada

Luz: A pleno sol

Flor: Purpúreo

Hoja: Perenne

Altura: 15-20 m

Anchura: 5-8 m

Resistencia a las heladas: Si, heladas de hasta -25˙C

Hábito de crecimiento: Cabeza ancha

Tipo de suelo: Todo tipo de suelo

Época de interés: Todo el año

Características: 

Árbol de porte arqueado y de forma irregular. Las hojas son como agujas (acículas) de color azul – grisáceo, las cuales están agrupadas en un follaje denso. Las ramas caen hasta el suelo y esas ramas producen a su vez otras ramas largas. Además, poseen conos o piñas ovoides oblongas, en cuyo interior están las semillas.

Cuidados:

Es una planta que crece en cualquier tipo de suelo, incluso aquellos que son seco o calcáreos. Sin embargo, se desarrolla mejor en suelos frescos y con abundante materia orgánica.

Propagación:

Se propaga por medio de semillas.

Usos:

Ideal como árbol para jardines, parques y plazas.

Posibles problemas:

Se trata de una especie libre de plagas y ciertas enfermedades. Aunque existen unas pocas que pueden atacarlo como el gorgojo picudo y la escala negro.

Cedrus atlantica 'Glauca', o Cedro azul del Atlas, es una vistosa conífera de hoja perenne que necesita mucho espacio para crecer. Se originó en las montañas del Atlas del norte de África. Una capa de cera en las agujas les da el matiz azulado por el que se conoce a Glauca.

Creciendo rápidamente cuando es joven, su crecimiento se ralentiza a medida que madura. Por lo general, crece hasta una altura de 20 m de altura, sin embargo, las alturas pueden alcanzar hasta 40 m. Tiene una forma piramidal abierta con las ramas inferiores extendiéndose hasta aproximadamente la mitad de la altura de los árboles.

Darle suficiente espacio para que crezca sin que sea necesario podarlo es ideal, ya que le permitirá lucir la forma piramidal irregular y abierta de pies a cabeza. La poda de las ramas inferiores tiende a hacer que el árbol adquiera una apariencia deforme.

Las condiciones de crecimiento preferidas incluyen una tierra ácida y bien drenada. Sin embargo, puede tolerar suelos alcalinos, arenosos y arcillosos, siempre que se proporcione un buen drenaje. Los árboles maduros son resistentes a la sequía siempre que estén ubicados en un área donde sus raíces no estén restringidas por el espacio.

Hábito abierto y rígido cuando es joven; plana ampliamente piramidal rematada con la edad. Conservará sus ramas inferiores.

W000000003970
3326280066428